El mordedor, un aliado en la época de la dentición

  • mordedor

Un mordedor es un artículo que sirve para aliviar las molestias de la dentición en los bebés. Pero también puede ser un juguete o un complemento de moda. Los modelos, diseños y gama cromática están cada vez más estudiados para que el mordedor pueda cubrir todos esos aspectos y se convierta en un complemento más del outfit del bebé.

La boca: el primer lugar de contacto con el mundo

Los bebés exploran el mundo a través de la boca. Cuando nacen lo hacen con el reflejo de succión activado, lo que les garantiza poder alimentarse. Es la primera manera que tienen de contacto con el mundo. Cuando comienzan a controlar el cuerpo lo hacen desde la boca hacia abajo. Podríamos decir que el primer hito en la vida del bebé es la sujeción de la cabeza. En el momento en que llega la coordinación óculo-manual, todo se lo llevan a la boca. Chupan y muerden los objetos y de esa forma aprenden y conocen. Este panorama cambia un poco cuando comienza a haber sospechas de la erupción de los dientes.

El proceso de dentición comienza en el útero materno.

Dentición y mordedor ¡pareja!

En esto de la salida de los dientes hay diferentes teorías. Mientras que algunas voces afirman que la no duele, hay otras que apuntan hacia todo lo contrario. En lo que sí parecen coincidir es en las molestias que les ocasiona la erupción, ya que se les inflaman las encías y pueden acumular tensión en la zona. Si de manera habitual los bebés se llevan todo a la boca entonces es casi una obligación para poder sentir cierto alivio en ella. Es posible que observes que tu bebé no saca las manos de la boca, o que chupa todo el tiempo su doudou. Es en ese momento cuando el mordedor se convierte en un imprescindible.

El proceso de dentición comienza en el útero materno. Los dientes se desarrollan durante el embarazo, aunque no sean visibles en el momento del nacimiento. De manera general, aparecen entre el sexto y noveno mes de vida, aunque también pueden hacerlo antes o después, y los primeros en salir suelen ser los dos incisivos centrales inferiores, después los superiores y de ahí hacia los lados y atrás.

Los mordedores que se refrigeran en la nevera son de los más empleados durante el proceso de dentición.

Tipos de mordedor

Como comentábamos, cada vez hay más tipos de mordedor, aunque suelen presentar unas características comunes. La primera es que están adaptados a las manitas del bebé para que puedan agarrarlo con facilidad. También suelen presentar relieve que masajeen las encías y de, esta manera, aliviar las molestias. Uno de los modelos más empleados en el periodo de la dentición es el de agua destilada. Se mete en la nevera para que el agua permanezca fresca y el alivio sea mayor.

En cuanto a los materiales, lo más habitual es que estén fabricados en silicona de goma libre de Bisphenol A, aunque también hay algunos modelos en madera.

¿Has recurrido a los mordedores para aliviar a tu bebé? ¿Cómo fue vuestra experiencia?

2018-05-07T16:29:27+00:00 8 mayo, 2018|Categorías: Primeros meses|Sin comentarios

Deje su comentario